Alcoholismo

Un jueves cualquiera, cuando decidieron las ondas del viento cruzarse en mi camino al mecer tu cabello. Pero la vida no nos quiso unidos, solo dos extraños perdidos en el infinito de la soledad.
Tal vez eramos tan iguales que por eso no nos dolió dejarnos, sabiendo que el otro estaría bien sin uno.
Pero si vieras lo que soy ahora, no he tocado una gota de alcohol desde la última vez que te extrañé. He cambiado, la noche anterior ebrio lo noté. Ya no duermo, viajando a tus encantos de medianoche en mi imaginación. No, ahora acaricio tu ausencia y con una bebida siempre servida como tu la preferías espero llegue a su fin.

image

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s